top of page
  • Área de Comunicación

La toma de decisiones en el deporte

La toma de decisiones afecta a todos los aspectos de la vida, pero, dentro del deporte, supone un proceso de complejidad elevada debido a la implicación de elementos afectivos y cognitivos. En la toma de decisiones en el deporte existen diferentes componentes, como agentes (jugadores, árbitros, entrenadores) o tareas y contextos (juego, descansos, etc.), entre otros.



La mayoría de las decisiones se deben tomar durante el juego y deben responder a las variaciones que se dan en el ambiente, de forma rápida y precisa. Un estudio realizado a deportistas de alto rendimiento expuso que había, entre muchos otros, cinco factores que favorecen y facilitan la toma de decisiones: la autoconfianza, la autoeficacia, la concentración, la motivación y las emociones.

 

El primer factor es la autoconfianza, es decir, la confianza que cada persona tiene en sí misma para llevar a cabo una tarea, que, si bien no es un elemento estable debido a las características del ambiente y la diversidad de situaciones a las que el deportista se enfrenta, es un elemento diferenciador de la profesionalidad. Se considera que el grado de experiencia competitiva influye en el de autoconfianza.


El segundo se trataría de la autoeficacia, definida como la percepción propia que tienen los deportistas de sus capacidades para desarrollar una conducta y alcanzar un resultado deseado. Otro factor sería la concentración, y es que el poder fijar la atención en una acción o elemento concreto facilita en gran manera el proceso de toma de decisión, al igual quela motivación, que impulsa a la persona a llevar a cabo las acciones necesarias para lograr un objetivo.


El último factor expuesto, serían las emociones,como el miedo o la tristeza, que pueden afectar al rendimiento e incrementar la ansiedad del deportista. Esto podría bloquear o dificultar la toma de decisiones y aumentar la probabilidad de cometer un fallo. Además, otras emociones como la rabia y la alegría también han sido relacionadas con la motivación intrínseca, lo cual puede afectar a los resultados de forma beneficiosa en el rendimiento, en función de las conductas que se decidan realizar.


Pongamos como ejemplo un delantero que lleva varios partidos sin meter gol y está sometido a mucha presión y críticas por ello. En este caso, y teniendo en cuenta las variables comentadas, el delantero podría creer que es capaz de generar ocasiones de gol y hacerlo de manera efectiva. Si, además, está concentrado en el partido y no tanto en los comentarios de los demás, y es capaz de gestionar las emociones que tiene, como la frustración, la rabia o la impotencia, la probabilidad de que consiga su objetivo va a aumentar. Esto es así porque las decisiones que va a ir tomando a lo largo del partido van a ir enfocadas a la consecución de su objetivo y no tanto a aquellos estímulos negativos que pueden distraerle y alejarle del mismo.


Por todo lo mencionado previamente, es crucial que el deportista tenga acceso a herramientas psicológicas que faciliten su autorregulación para una toma de decisiones eficiente y eficaz. En La Meca de Rivas, éstas herramientas se pueden adquirir a través de las dinámicas grupales que se hacen frecuentemente con cada equipo y de consultas individuales con los deportistas.


Autora: Raquel Bravo Elvira


Bibliografía

  • Johnson, J. G. (2006). Cognitive modeling of decision making in sports. Psychology of sport and exercise, 7(6), 631-652. 

  • Almonacid-Fierro, A., Martínez-Romero, M., & Almonacid-Fierro, M. (2020). Elementos que influyen en el proceso de toma de decisiones en deportes individuales de alto rendimiento: un estudio cualitativo.


Commentaires


bottom of page