• Área de Comunicación

AD Villaverde Bajo 2 - 4 Aficionado

El Aficionado vuelve a la senda de la victoria tras completar un buen partido y lograr así una victoria justa.

El equipo comenzó el encuentro dominando el juego y creando ocasiones de gol, dejando un par de llegadas al rival sin aparente peligro. El centro del campo empezó a funcionar y a ver espacios entre líneas para servir balones a los puntas ripenses, que en el minuto 25 ya abrían el marcador por medio de Riki, el goleador de la mañana.

A partir de ahí, el equipo tuvo más opciones al abrirse el equipo local en busca del empate y fue cuando, con espacios, pudimos perforar dos veces más la portería rival por medio de Riki, de nuevo, y de Edu al filo del descanso. Eso sí, pudimos haber marcado con anterioridad con un disparo al lateral de la red de Edu y algún disparo fuera del área.

Llegábamos a la segunda mitad pensando que sería un partido sentenciado, pero el Villaverde tiró de orgullo y subió la intensidad, no dejando triangular como en la primera mitad. De una falta lejana llegó el gol local en el minuto 68 cuando, después de despejar el balón y en posible fuera de juego en el rechazo del portero, marcarían los locales para complicar el partido.


Sin embargo, el equipo no se desconcentró y siguió con la misma línea de intentar tener el dominio de la posesión y del juego. En una de las acciones combinamos a la perfección y en una internada de Riki, le hicieron un penalti que él mismo transformaría. Todos pensamos que ese gol “mataría el partido” y haría bajar los brazos al equipo local. Y así parecía ser hasta que en un desajuste defensivo en el minuto 90 llegaría de nuevo un gol local, aunque parecía que el marcador no se movería más.


De nuevo, craso error, porque parecía que no queríamos tener un día plácido y, en el minuto 93, sin saber de dónde, el árbitro señaló un penalti en contra de La Meca. Ese penalti podría complicar la victoria de no haber sido por la gran intervención de Llanos, que detuvo el lanzamiento.


“Hemos jugado un buen partido frente a un rival que creo se vio algo sorprendido por nuestro juego y al que controlamos en todo momento”, explicó Raúl Rodríguez, segundo entrenador del Aficionado. “Al final, el Villaverde solo tuvo alguna opción cuando el equipo se relajó en los minutos finales”, añadió.


18 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo