top of page
  • Foto del escritor Área de Comunicación

Aficionado Femenino 5 - 1 SAD Fundación Rayo Vallecano

Partido de luces y sombras en el que la pegada ripense definió el partido con claridad.



El partido comenzaba de la mejor manera posible, el primer minuto de juego y una gran presión permitió a Gayu, tras una gran acción individual, anotar el primer tanto del partido. Parecía que el partido iría por buen camino, pero quizás anotar tan temprano hizo que nuestras chicas se relajaran en exceso, con circulaciones de balón muy lentas y de poca intensidad, algo poco frecuente en La Meca. Tan solo un destello de Luci, un fuerte y preciso disparo cruzado, permitió ampliar la distancia a dos a cero al descanso.


En la segunda mitad, el equipo metió una marcha más en la circulación de balón y, aunque no era la velocidad habitual de las chicas, permitió generar más ocasiones y estar casi la mayor parte del tiempo en campo rival, el cual no tuvo ninguna ocasión de peligro. La salida de Nata le dió otro aire al equipo, ya que la circulación era más fluida y logró disponer de buenas ocasiones: Gayu sumó su segundo tanto y Morán se apuntó a la fiesta con otro doblete que la mantiene en lo alto de la clasificación de goleadoras. Cuando el partido parecía acabado con este cinco a cero, un despiste defensivo permitió al Rayo marcar el gol de la honra para finalizar el partido.


“El equipo no hizo su mejor partido, pero fue capaz de anotar cinco goles y eso siempre es un buen síntoma”, explicó Sergio Román al final del partido. “Tenemos que mantener la tensión e intensidad en los partidos que quedan si queremos acabar ahí arriba, ya que los rivales cada vez están más trabajados. Me voy contento porque estas dos últimas jornadas estamos generando más situaciones de peligro y con ello buenas oportunidades de gol, algo que nos propusimos mejorar en este último tramo de la temporada”, añadió.

コメント


bottom of page