• Área de Psicología

La cultura del fútbol y la importancia del público

En la actualidad el fútbol es considerado como el deporte rey, se practica en la mayoría del planeta, pero… ¿Sabemos cuándo empezó? ¿Qué reglas había? ¿Qué deportes lo precedieron? ¿Y cómo es el fútbol actual? ¿Qué cambios ha sufrido con el covid? ¿Qué influencia tiene el público en los encuentros?

El fútbol, al igual que el tenis, fue inventado en Inglaterra en el año 1863, y ambos deportes comparten una reglamentación estricta y unas medidas concretas. No es coincidencia que ambos deportes fueran creados en el momento de mayor auge del imperio británico, puesto que esto influyó en la unión de las reglas y la combinación de deportes que dieron lugar al fútbol, de la misma forma, la extensión del imperio llevó el fútbol y otros deportes al resto del mundo. Históricamente, es similar a lo que ocurrió en su día con la expansión de las culturas grecorromana y la arábiga.


Historia


Si realizáramos una lluvia de ideas sobre lo que entendemos por fútbol saldrían palabras como: porterías, balón, pie, campo, equipo, árbitro y contacto, además de una serie de valores, de conductas sociales y de pensamientos y emociones. Pero, si nos fijamos en las primeras palabras, todas ellas hacen alusión a unos elementos que son compartidos con otros deportes (hockey, balonmano o waterpolo).

Esto es porque ya en las primeras civilizaciones, independientemente del lugar, se realizaban “juegos con pelota” considerados como rituales religiosos. Existen dos juegos en el Imperio Chino que guardan una gran relación con el fútbol actual y formaban parte del entrenamiento militar de aquella época. Un juego consistía en sortear a los contrarios, mientras que el objetivo del segundo era marcar en porterías fabricadas con una red y postes de bambú.

Posteriormente, en Japón, la clase aristocrática jugaba con una pelota tratando de evitar que el balón tocará el suelo pudiendo hacer uso de todo el cuerpo menos de los brazos. Veamos más ejemplos:

  • Harpastrum: Juego militar de la época romana muy similar al juego que en la actualidad se conoce como bandera. Se utilizaba un campo rectangular dividido en dos y se intentaba llevar el balón al campo propio con pases y regates, pudiéndose usar las manos. Era muy agresivo.

  • Calcio florentino: Juego derivado del anterior, pero a gran escala (27 jugadores por equipo, 5 porteros y 8 árbitros). Se jugaban tres partidos en el verano italiano. Varios papas practicaron esta disciplina en el pasado.

  • Tratchli: Juego de los pueblos aztecas y mayas, donde se golpeaba la pelota con la cadera y se intentaba marcar en un aro situado en las paredes.

  • Fútbol de carnaval: Se jugaba entre las poblaciones enteras de pueblos que se enfrentaban y tenían que llevar el balón a una pared y chocarlo tres veces contra la rueda del molino que servía como portería.

Tras analizar de forma breve este recorrido histórico llegamos al fútbol actual: un deporte sumamente globalizado, pero con una variedad enorme en el estilo y en la forma de jugarlo en función del lugar en el que se practica.


Fútbol y covid: el papel del número 12


Sin ser el estudio con mayor rigor científico, es curioso comprobar que el número de tarjetas que se mostraban en la temporada 2019-2020 en partidos donde había público (promedio de 46,5 tarjetas por jornada) es superior al número de las mismas en encuentros disputados a puerta cerrada en la temporada 2020-2021 (promedio de 41,8 tarjetas por jornada). Muchos de los que estaréis leyendo el artículo habréis acompañado a vuestros hijos a un gran número de partidos, y es curioso que tanto los jugadores como las jugadoras, tanto de La Meca de Rivas como de los equipos contrarios, no protestan tanto cuando no hay aficionados ni padres. ¿Puede ser este el caso en el campeonato doméstico?


49 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo